Ford Focus 2011. Tecnología superventas.

Después de un mes sin hacer ninguna valoración por diversos motivos, me ha encantado ver que mi blog tiene un cierto número de visitantes amantes de las cuatro ruedas y poco a poco vamos acercándonos a las mil visitas... muchas gracias a todos.
Por ese motivo, intentaré a partir de ahora, colgar o "postear" como dicen los entendidos, más opiniones subjetivas sobre el mundo del motor con más asiduidad y espero contar con vuestra ayuda y colaboración, para convertir éste blog en una pequeña referencia para los que nos recorre gasolina por las venas.

Sin más preámbulos, voy a desglosaros un coche que precisamente será comercializado éste mismo mes de marzo en España; el nuevo Ford Focus.

El nuevo Focus es muy importante para el gigante americano ya que será el primer representante global de la marca. Me explico; como todo el mundo sabe, las marcas que comercializan sus coches en todos los continentes, tienen coches que se venden en Asia pero no en occidente, otros se comercializan en África y en Sudamerica pero no en Europa o Estados Unidos... pues bien, el Focus se va a comercializar igual al 80% en todos los mercados del mundo, solo tendrá sus diferencias en tipos de suspensiones, materiales o equipamientos. La plataforma que van a utilizar para él se denomina C, y esa plataforma servirá para más modelos de la marca, como los monovolúmenes derivados C-Max y Grand C-Max, algún futuro todo-camino... así hasta 10 modelos diferentes se podrán montar sobre el mismo chasis (Mazda también lo utilizará).
La marca a apostado fuerte por éste coche y no lo va a tener nada fácil, porque milita en un segmento en el que la competencia es muy dura y existen muchos representantes de otras marcas dispuestos a batirse en duelo; el Golf, el Astra, el Megane, el León... Además, su antecesor era realmente bueno en muchísimos aspectos, sobre todo en la dinámica de conducción ( y sé de lo que hablo porque mi novia tiene uno). Pero en lo que sí estaréis todos de acuerdo conmigo es que necesitaba renovarse.
Estéticamente tiene un frontal muy agresivo, emulando en cierta medida al Focus ST de la anterior generación, con unos faros afilados, que por cierto, los opcionales bixenon son una autentica maravilla; una cintura de linea ascendente, que le da un toque deportivo... ¿y en la zaga...?; pues para mi gusto...creo que la han "cagado" un poquito... Personalmente no me gusta nada, pero lo mismo dije cuando cambiaron el vetusto Ford Escort por la primera generación del Focus y ahora es un coche que me encanta. Creo que tendremos que acostumbrarnos a verlo por las calles...




Otra de las cosas que me llamaron la atención, es que la marca asegura que no habrá carrocería de tres puertas porque creen que el diseño del coche, es lo bastante deportivo para el comprador de éste tipo de vehículos. Sabemos que hay varios coches del segmento que comparten dicha filosofía como el Seat León, el Mazda 3, el Alfa Romeo Giuletta... pero rebuscando por internet, he visto estudios de diseño sobre una posible carrocería de tres puertas y a mi me parece que tendría bastante buena acogida.
Interiormente también a sufrido muchos cambios y se nota que han trabajado muy bien sobre los materiales empleados en el salpicadero de la anterior generación, ya de por sí bastante buenos, añadiendo más cuero y plásticos blandos de mayor calidad en los guarnecidos y la configuración de todos los mandos está más ordenada y es más atractiva visualmente, aunque da la impresión de ser muy aparatosa y voluminosa . Pero donde da un salto de gigante respecto a sus competidores es en cuanto a tecnología se refiere, acercando sistemas e "inventítos" propios de segmentos superiores al gran público.



La mayoría son opcionales o están incluidos en "packs" con sobreprecio, pero lo realmente reseñable es que puedan montarse en un coche de ésta categoría. Así pues, puede incorporar "gadgets" como: el Lane Departure Warning, que te avisa con vibraciones en el volante si te desvías del carril por el que circulas; el Lane Keeping Aid, que te ayuda a volver a tu carril; el Active Park Assist, que permite que el coche aparque solo en linea o batería con solo dar a un botón; el Auto High Beam, que activa y desactiva las luces largas de manera automática sin deslumbrar a los otros vehículos de la vía; el Traffic Sign Recognition, que reconoce las señales de tráfico y te indíca a la velocidad que deberías ir en cada tramo y otros datos relevantes; el Drive Alert, que detecta el cansancio y la somnolencia del conductor y le avísa acústicamente; sensores de ocupación del ángulo muerto; un control de crucero con radar y función Forward Alert, que frena el coche si detecta un posible riesgo de colisión... así podríamos estar todo el día, pero yo creo que como muestra ya está bien ¿no?. De todas formas, incluir todos éstos sistemas en un mismo Focus, puede hacer que la factura final se dispare, pero está realmente bien que podamos elegir los que más nos convengan a la hora de comprarlo.




En cuanto a los motores disponibles, contará con tres bloques principales; uno de gasolina, con o sin turbo, y dos diesel. El gasolina sera un 1.6 TIVCT con 105 o 125cv con caja manual de 5 velocidades y un 1.6 TIVCT Ecoboost con 150 y 182cv y caja manual de 6 velocidades. En cuanto a los diesel, contará con un 1.6 TDCI con 95 y 115cv y con un 2.0 TDCI con 163cv. En éste caso todos van con transmisión de 6 velocidades, pero se podría montar como opción la suave y rápida caja de doble embrague Powershift, también de 6 relaciones, en los motores 2.0 TDCI y 1.6 Ecoboost más potentes. Curiosamente, en España, no se venderá la opción diesel intermedia de 140cv, lo cual me parece un gran error, porque creo que sería uno de los motores más demandados. Y también solo en España, contaremos con dos acabados, Trend y Titanium; el primero asociado a los motores más básicos y el segundo a los motores más potentes, quedando a tu elección si compras los motores intermedios.
Si hablamos de habitabilidad, no es muy diferente respecto al modelo anterior, los únicos "peros" que se la pueden achacar son un maletero algo justo y una visibilidad trasera mermada, debido a lo que he dicho antes sobre el diseño de la zaga.
Se por hecho, que a la hora de circular con él, sigue con la tónica del anterior modelo que era un referente en cuanto a equilibrio, agarre y aplomo y probablemente, sea uno de los mejores chasis y más afinados creados en éste segmento. La suspensión se siente más endurecida que en anterior modelo, pero nunca es incomoda y se "traga" las imperfecciones de la carretera con gran facilidad. La dirección está rediseñada y es todavía más rápida y directa. Un punto en su contra, es la palanca de cambios muy retrasada, lo cual no facilita su manejo y también molesta un poco lo cerca que está del salpicadero a la hora de engranar las marchas... vamos, que tiene un espacio muy reducido para este elemento tan esencial en un coche...

Veremos que tal recepciona éste coche el mercado y seguro que nos acabará gustando ese "culito" respingón que tiene. En cuanto a los precios, aún están sin confirmar por la marca, pero creo que andarán dentro de lo que se estila en el segmento, entre 18.000 y 25.000 euros según motor y equipamiento.

Mi conclusión es que es un coche muy valorado en el mercado y que tiene muchas posibilidades de triunfar, pese a la trasera... además posee mucha tecnología hasta ahora inalcanzable para la mayoría y con la llegada futura de las variantes Sedan, Station Wagon y las deportivas ST y un posible RS, le auguro unas ventas más que saludables, por lo menos en Europa. De momento, doy fe de que por lo menos dentro de mi entorno, es un coche que ya está creando mucha expectación...

















Entradas populares de este blog

¿Cual es el mejor neumático?

Prueba Mitsubishi ASX 160 DI-D Motion 4WD

Prueba: Renault Captur 120 TCe EDC