Personajes: Ferdinand "Ferry" Porsche.

Para continuar con la saga "Personajes" que por lo que observo, tiene una gran aceptación por parte de todos vosotros, voy a hablaros ésta vez del "padre" de la marca de deportivos generalista que me faltaba; el señor Ferdinand Porsche, Ferry para los amigos.

Llegó al mundo el 19 de Septiembre de 1909 en la localidad austriaca de Wiener Neustadt, en el seno de una familia acomodada. Su padre era Ferdinand Porsche, un ingeniero reputado con una gran proyección profesional y muy respetado y su madre era Aloisia.
El día en el que Ferry nació, su padre estaba compitiendo en una carrera con un Austro Daimler que diseñó él mismo, con el que quedó primero de su categoría en la famosa subida a Semmering.
Trabajaba como ingeniero jefe en la factoría y el pequeño Ferry se pasaba las horas muertas allí con su padre.Él siempre decía que estaba todo el día escuchando hablar de carreras y de automóviles.
En las navidades de 1920, Ferdinand padre mandó construir a los aprendices de la fábrica un coche de carreras a escala diseñado por él mismo, con un motor bicilíndrico que alcanzaba los 60Km/h y que le regaló a Ferry.


Con tan solo 11 años ya demostraba una habilidad innata para pilotar y tenía una gran destreza con el volante. Los policías de la localidad hacían la vista gorda al verle circular por las calles, debido a la posición de su padre ya que si no, Ferry habría pasado a la historia por ser la primera persona que pierde el carné de conducir, sin tenerlo...
A los 12 años, en una carrera que se celebraba en Viena., el conde Alexander Kolowrat, le dejó pilotar un coche de carreras de verdad mientras la pista estuviera vacía. !!Y vaya si lo hizo!!, dejó a todos con la boca abierta por la soltura con la que pilotaba y a partir de ahí, pese a su corta edad, era uno de los habituales en los circuitos acompañando a su padre.
En 1923, su padre fue trasladado a Stuttgart como director técnico en la fábrica de Daimler, con lo que Ferry tuvo que hacer nuevas amistades y desprenderse de aquel "cochecillo" de carreras con el que tanto se divertía en su localidad natal.
Con 14 años se sacó una licencia especial para conducir motocicletas, la cual utilizaba para entrar en los cines y ver películas no aptas para menores, y con 16 años, ya probaba todos los prototipos que su padre llevaba a casa, incluido el mítico Mercedes compresor. A los 18 años, conducía una BMW de 500cc y en 1935 se casó con Dorothea, con la que permaneció toda su vida.

En 1928, comenzó a trabajar como aprendiz en Robert Bosch A.G, donde conoció a un tal Manfred Berh, que se hizo muy famoso más tarde por la fabricación de radiadores para coches.
Más adelante, su padre pasó a formar parte de la plantilla de Magna-Werke y la idea de montar una empresa propia le rondaba la cabeza. Se dio cuenta que con su productividad en dos o tres años, sus jefes podrían vivir más de diez, así que en 1931 puso en marcha una empresa de diseño y consultoría, donde Ferry era el más joven de los 12 empleados.
Pronto les llovían los encargos y uno de los más sonados, fue el diseño y fabricación de los Auto Unión de 16 cilindros y motor central, que tanta guerra dio en todas las carreras. El mismo Ferry probaba los prototipos en circuito con un gran desparpajo, así que su padre asustado le tuvo que parar los pies...- Puedo conseguir muchos pilotos, pero no otro hijo- le dijo, por lo que Ferry se tuvo que limitar a competir en algún que otro rallye.

Pero el proyecto más importante fue el que les encargó el gobierno de Hitler. Quería un coche para el pueblo, en el que todo debía ser nuevo y no podía superar los 1000 marcos de precio. Así fue el origen del mítico Volkswagen Escarabajo. Hitler mandó construir una factoría para fabricar el coche y Ferdinand padre e hijo, viajaron a Estados Unidos para "empaparse" sobre las técnicas de producción en serie.
En junio de 1938 se comenzaron a fabricar las primeras unidades pre-serie y a Ferry, le encantaba conducir el chasis desnudo, sin carrocería.

En septiembre de 1939 estalló la II Guerra Mundial, y los ingenieros de la factoría comenzaron a emplearse en la construcción de máquinas de guerra. Al término de ésta, él, su padre y su cuñado, Anton Piëch, padre del actual presidente y jefe supremo del grupo VAG ; fueron arrestados por el servicio secreto de las fuerzas aliadas francesas, acusados de colaboradores de Hitler.
A Ferry lo soltaron unos meses más tarde, pero su padre tuvo que esperar. Mientras tanto, tampoco le dejaron cruzarse de brazos y como detalle curioso, estuvo colaborando en el desarrollo de un coche llamado Renault 4/4, que posteriormente se hizo muy popular en el país galo y en parte de Europa.
Una vez en libertad y con la guerra finalizada, Ferry tuvo que asumir ciertas responsabilidades y lo que tenía claro, es que quería fabricar coches. Por eso, sus amigos Karl Abarth y Rudolph Hrusca, le pusieron en contacto con Piero Dusio, que le encargó el desarrollo de un monoplaza para su empresa Cisitalia.
Se denominó Tipo 360 y tenía un motor de 1.5 litros con turbo, 12 cilindros y tracción total y fue el primer coche supervisado enteramente por Ferry.
El vehículo en sí, no pasó de ser un mero proyecto, pero con el dinero que ganó, pudo pagar la fianza de su padre, el cual se encontraba ya bastante deteriorado de salud.

Su relación con Cisitalia le inspiró en cierta medida, ya que utilizaban piezas de Fiat para construir sus coches y Ferry pensó, que porqué no podían hacer ellos lo mismo con piezas de Volkswagen. Con esa idea en mente, en 1948 ya tenían un proyecto acabado denominado 356 nº1.

Comenzó su producción en Gmund (Austria), después de cerrar un acuerdo con Volkswagen para que les suministrasen piezas, pero sus instalaciones eran bastante precarias y a Ferdinand padre, le parecía más rentable fabricar tractores y bombas de agua.
A finales de 1949, alquilaron un terreno en Sttutgart a la empresa carrocera Reutter y les encargaron la fabricación de 500 carrocerías del 356. El primero que salió de la factoría totalmente terminado, fue en marzo de 1950 y Ferry pensó, que si se vendían las 500 unidades previstas tendría para pagar los gastos, pero lo que nunca se pudo imaginar, es que se vendiesen !!!78.000 unidades!!!.

El éxito de la empresa se forjó con aquel pequeño deportivo fabricado sobre el chasis y el motor retocado de un Volkswagen Escarabajo y depués de algunos años, presentaron el primer Porsche 911, allá por 1963 y diseñado íntegramente, por uno de los hijos de Ferry, Ferdinad Alexander más conocido como "Butzi".

Como gran visionario del mundo de la automoción, Ferry dijó en su día cosas como que en el futuro, primaría el consumo y que los deportivos tendrían que ser más ligeros y aerodinámicos; algo que se a cumplido. También dijo, que si algún día Porsche fabricara un todo terreno con los estándares de calidad de la marca y el logo en el frontal, se vendería muy bien; algo que no solo se a cumplido desde que el Cayenne salió al mercado, sino que éste modelo ha sido el factor clave para que Porsche pueda ser la única marca del mundo que no está adherida a ningún grupo automovilístico y sea autosuficiente.
Ferry era muy querido entre sus empleados y una muestra de ello es que cada vez que cumplía años, le regalaban un coche único solo para él, así que en algún garaje de Sttutgart, existirán algunos de los Porsche más peculiares que jamás hayamos visto.

El "padre" de una de las marcas de deportivos más admiradas por todo el mundo y que sigue fiel a sus orígenes de motor trasero boxer y un diseño prácticamente invariable con el paso de los años, murió el 27 de marzo de 1998. Todo el mundo te admiramos Ferry...paz a tu alma.

Entradas populares de este blog

¿Cual es el mejor neumático?

Prueba Mitsubishi ASX 160 DI-D Motion 4WD

Prueba: Renault Captur 120 TCe EDC