Peugeot 208. Simba; el pequeño rey león.

Peugeot acaba de lanzar al mercado su nuevo superventas; el 208.

Es el sustituto del actual 207, pero a la contra de la tendencia de todas las marcas a fabricar utilitarios cada vez de mayor tamaño; en Peugeot han decidido que en ésta ocasión había que hacerlo más pequeño, concretamente 6cm en su parte delantera, 1cm en su parte trasera, 2cm de anchura y 1cm de altura.
Los "recortes" afectan hasta al mundo del automóvil...; pero no os preocupéis, ya que han mantenido la misma distancia entre ejes, por lo que a priori, su habitabilidad interior no queda comprometida, es más; el espacio para las piernas de los ocupantes traseros aumenta y la capacidad del maletero también. Desde el inicio contará con versiones de 3 y 5 puertas y tres acabados; Access, Active y Allure.

Su diseño exterior no difiere mucho de su antecesor, más bien parece un "facelift" profundo, pero a simple vista se percibe bastante más pequeño.
Mantiene sus faros afilados en la parte delantera, pero rediseñados junto con la nueva parrilla y los traseros son muy originales ya que parece que se funden con la carrocería en su parte lateral. Las nervaduras y los pliegues de la chapa le dan un toque dinámico y parece que la moda de los cromados a llegado a Francia, porque existe una banda lateral que recorre todo el coche por el perfil bajo de las ventanillas, hasta desembocar en una amplia lámina cerca del portón trasero en los modelos de tres puertas con el acabado más alto de gama.


En el interior nos encontramos unos materiales de tacto muy agradable y unos buenos ajustes de los mismos.  Es muy moderno y muchas de sus piezas son puro diseño, como el pomo de la palanca de cambios, los relojes o los tiradores de las puertas; pero lo que más destaca es la gigantesca pantalla multifunción de 7" disponible en opción por 500 euros y de serie en el acabado Allure. Con ella podemos controlar el navegador o el equipo de sonido, pero también puedes contratar el servicio Peugeot Connect APPS por 350 euros el primer año y 150 euros los posteriores. Se trata de un sistema de aplicaciones descargables, al igual que cualquier Smartphone, accesible desde la pantalla y desde donde el conductor puede recibir información a tiempo real sobre el estado de las carreteras, vías de servicios más próximas, estado del tráfico, del tiempo...
También podemos disponer de una segunda toma USB en el salpicadero o un cargador de CD´s en la guantera, que prácticamente la hará inutilizable para nada más.
Los asientos sujetan muy bien y la posición de conducción..., bueno; en éste caso hay un pequeño problema, porque si adaptas tu posición a la postura idónea para conducir, el aro del volante te impide ver los relojes y si bajas el volante para poder verlos, la postura ya no es la más cómoda para conducir.

La habitabilidad es buena sin ser excepcional, y cuatro adultos viajarán cómodamente en sus plazas, pero si escogemos el vistoso techo panorámico opcional, los pasajeros de las plazas traseras que midan más de 1,80 metros de estatura rozarán con la cabeza con el mismo.
El maletero ahora también es un poco más grande y puede alojar hasta 285 litros y es más aprovechable, ya que la boca de carga es amplia y sus formas bastante regulares.

La gama de motores es bastante amplia y cuenta con tres bloques de gasolina ya conocidos; un 1.4 VTi de 95cv, un 1.6 VTi de 120cv y el más potente 1.6 THP de 156cv, además de los novedosos tricilíndricos de 1.0 y 1.2 sin turbo, con 68 y 82cv respectivamente.
En cuanto a los diésel, tenemos el 1.4 HDi y el e-HDi, de 68cv y el 1.6 HDi y e-HDi, con dos gamas de potencia, de 95 y 115cv. Más adelante se incorporará a la gama el 208 GTI, que recupera la nomenclatura de su ancestro más deseado; con un motor 1.6 THP de 200cv.
Los e-HDi, son los motores que incorporan entre otras soluciones, el sistema Stop/Start. Éste sistema tiene un funcionamiento casi imperceptible, ya que el motor se apaga cuando se circula a menos de 20 Km/h y arranca de forma suave en tan solo 40 milisegundos.
Y si el sistema Stop/Start es casi imperceptible; no se puede decir lo mismo de sus motores, ya que tienen una alta rumorosidad y se percibe bastante el sonido desde el interior.
Aun así; su funcionamiento es perfecto para un coche urbano. Suben de vueltas de una forma vivaz y constante, obviamente se nota más en los diésel, pero en general; aceleran antes que sus competidores directos.
El cambio de 6 relaciones no es precisamente el "summun" de la precisión y el guiado y deberían de tomar nota para corregirlo en un futuro.

La conducción es muy placentera y destaca por la motricidad de su eje delantero, que parece que está "anclado" al asfalto. Las reacciones de la trasera ayudan a colocar el coche y las suspensiones absorben las irregularidades de terreno con mimo, pero sin comprometer la estabilidad del conjunto y manteniendo un gran equilibrio entre la comodidad y el balanceo de la carrocería, que es bastante neutro.
La dirección se muestra bastante comunicativa y el pequeño volante invita a "jugar" en carreteras de montaña con muchas curvas.


Los precios parten desde 11.650 euros y a cambio, te ofrecen un urbano compacto, atractivo, fácil de aparcar, fácil de conducir, divertido, desenfadado, con un gran equipamiento..., pero sobre todo; con mucha garra...

Entradas populares de este blog

¿Cual es el mejor neumático?

Prueba Mitsubishi ASX 160 DI-D Motion 4WD

Prueba: Renault Captur 120 TCe EDC