Bugatti Veyron. ¿Queréis más?.

Hace siete años que comenzó la producción del coche más impresionante de la historia hasta la fecha; el Bugatti Veyron.
Se dijo en su momento que tan solo iban a fabricar una serie limitada a unas 250 unidades ya que con cada Veyron perdían unos 4.000.000 millones de euros y que se trataba tan solo de un producto para crear imagen de marca y poderío tecnológico dentro del Grupo Volkswagen.

Pero van pasando los años y desde hace tiempo venimos escuchando el cese de la producción del coche más rápido y potente del mundo; pero nunca llega...
Se supone que la producción de la versión cerrada ha terminado y que tan solo quedan unas pocas unidades de la versión descapotable, aunque nunca dejan de sorprendernos con versiones exclusivas y en alguna ocasión únicas de ese deportivo, por lo que parece que siempre nos encontramos con novedades "frescas" salón tras salón.

Hasta la fecha se han fabricado 382 unidades y todas se han vendido entre 1.200.000 y 2.400.000 euros cada una según la versión..., ¿seguro que pierden dinero los chicos de Volkswagen?

Remitiéndome a un articulo de la publicación especializada Car & Tecno de éste mes en su edición española; voy a comentaros todas las versiones que existen hasta la fecha de éste impresionante vehículo.
A mi me encanta y me impresiona en muchos aspectos, pero..., ¿para cuando un modelo nuevo?.



Bugatti EB 16.4 (2005). 300 unidades.

El origen de todo. 1001cv, 407 Km/h y un 8.0 W16 con cuatro turbos.


Bugatti Pur Sang (2007). 5 unidades.

Fue su primera edición especial y destacaba porque las partes de la carrocería pintadas en gris claro, dejaban ver la fibra de carbono. Pur Sang significa pura sangre en francés.



Bugatti FGB para Hermés (2008). 1 unidad.

Diseñado en colaboración con la enseña de alta costura francesa, se caracteriza por el logotipo de Hermés en la parrilla delantera y en el centro de las llantas. También se crearon una serie de complementos a medida para el coche como un juego de maletas específico.



Bugatti Sang Noir (2008). 15 unidades.

Sangre negra en francés, se distingue por su pintura negra, el interior tapizado en color naranja y los retrovisores y la parrilla cromados.



Bugatti Grand Sport (2008). Aun en producción.


Es la versión descapotable tipo targa del Veyron. Mantiene todas sus prestaciones, pero con el techo descubierto la velocidad se autolimita a 370 Km/h.


Bugatti L´edition Centenaire (2009). 4 unidades.

Ésta edición se creó para conmemorar los 100 años del nacimiento de la marca. Se fabricaron cuatro unidades, cada una pintada del color de los coches de competición de la marca en la época; azul, crema, rojo y verde.



Bugatti Bleu Centenaire (2009). 3 unidades.

Otra conmemoración de los 100 años, pero en ésta ocasión con el color azul Glossy de los Bugatti Type 35 de competición de los años 20.



Bugatti Grand Sport Sang Bleu (2010). 1 unidad.

Significa sangre azul y se distingue por ser la versión descapotable y por las llantas de aluminio pulido junto con la fibra de carbono teñida de azul oscuro.



Bugatti Grand Sport Grey Carbon (2010). 1 unidad.

Construido para el salón de Ginebra, llama la atención la parte baja de la carrocería descapotable con el aluminio pulido.



Bugatti Royal Dark Blue Carbon (2010). 1 unidad.

Segunda unidad expuesta en el salón de Ginebra, en la que destacan los paneles de las puertas en color blanco ártico.




Bugatti Grand Sport Soleil de Nuit. (2010). 1 unidad.

Petición exclusiva de un cliente de Oriente Medio, destaca por la mezcla de aluminio brillante, con una pintura de base azul y negra.



Bugatti Sang D´argent (2010). 1 unidad.

Se construyó con motivo del salón de Dubai y se tasó en 1,8 millones de euros. Destaca por la mezcla del aluminio pulido con un color plata mate.



Bugatti Nocturne (2010). 5 unidades.

También se construyó para el salón de Dubai de ese año y se distingue por ir pintado de negro brillante y la parte inferior, capó delantero y laterales traseros de aluminio pulido.



Bugatti Super Sport (2010). 30 unidades.

Mismo motor, pero potenciado hasta los 1.200cv, lo que le permitió batir el record de velocidad de un coche de producción en el mundo, alcanzando los 432 Km/h.


Bugatti Grand Sport by Bijan Pakzad (2011). 1 unidad.

Era un diseñador de origen iraní, que colaboró en el diseño de éste coche una semana antes de morir. Destaca por la combinación del amarillo con gris cromado.



Bugatti Grand Sport Matte White (2011). 1 unidad.

Se distingue por el color predominante que es el blanco mate y la fibra de carbono vista, teñida de azul.



Bugatti Super Sport Sang Noir (2011). 5 unidades.

Es el Super Sport original, para clientes a los que no les gustaba dar la nota con el color naranja de los bajos. Está pintado en negro metalizado, pero el interior si que es naranja...



Bugatti Grand Sport L´ord Blanc (2011). 1 unidad.

Fruto de la colaboración con el fabricante de porcelanas KPM; Logotipos, tapa del depósito de combustible y de aceite, además de otros componentes de la pintura, se revestían de ese material tan frágil y resistente a la vez...



Bugatti Grand Sport Red Edition (2011). 1 unidad.

Cuenta con una pintura roja exclusiva que se traslada también al interior y a las llantas.



Bugatti Super Sport Black Carbon (2011). 1 unidad.

Fabricado para un cliente chino, destaca por ir pintado con una fina capa de pintura negra que deja entrever la fibra de carbono y su interior de color blanco.



Bugatti Grand Sport Middle East (2011). 3 unidades.

Las tres unidades se expusieron en el salón del automóvil de Dubai de ese año y se caracterizaban por su pintura amarilla combinada con negro. Se valoró en 1,9 millones de euros.

 

Bugatti Grand Sport Vitesse (2012). Aún en producción.

Ya os desgrané las características de éste coche hace unas entradas. Combina la mecánica de 1.200cv con la carrocería targa, convirtiéndose así, en el descapotable más rápido del mundo, con 410 Km/h de punta cuando vamos sin techo.




Bugatti Grand Sport Wai Long (2012). 1 unidad.

Con motivo del salón de China de éste año, se construyó ésta unidad pintada en blanco porcelana y con varios dragones "tatuados" por todo el habitáculo.


Éstas han sido hasta ahora las versiones del Bugatti Veyron a lo largo de éstos 7 años de vida. Seguro que de aquí hasta que termine definitivamente su producción; algunos clientes VIP o con motivo de algún salón del automóvil, nos sorprenden con alguna creación exclusiva y llamativa.

También existen los que tienen dinero para "tunear" un coche de éste calibre y se atreven a hacerlo; algunos con mejor gusto que otros...
En éste ámbito, tenemos a profesionales como Mansory o Gemballa que magnifican lo magnífico; pero hay algunos que..., sería mejor matarlos....





Entradas populares de este blog

¿Cual es el mejor neumático?

Prueba Mitsubishi ASX 160 DI-D Motion 4WD

Prueba: Renault Captur 120 TCe EDC