Fiat Panda 4X4. Pequeño senderista.

Los orígenes del Fiat Panda se remontan a 1983, donde se presentaba como un coche utilitario de aspecto bastante frágil pero con muchas virtudes en un entorno urbano y un gran espacio interior, pese a su contenido tamaño.

Con el paso de las generaciones, el concepto a ido evolucionando hasta convertirse en lo que es hoy en día; un pequeño monovolumen urbano con un diseño bastante coqueto y una gran habitabilidad en reducidas dimensiones.
Pero si hay una versión que destaque entre todos los Panda, esa es la Climbing 4x4, recién presentada en Europa.






Su mayor peculiaridad es su tracción total permanente, que junto a sus pequeñas medidas y a un peso muy contenido, hacen del Panda un auténtico todo-camino muy capaz.
De hecho; en el programa de la BBC Top Gear; han coronado al Fiat Panda Climbing 4x4 como el mejor TT de 2012, y ellos saben de lo que hablan... No obstante han probado todo tipo de vehículos y han realizado las mayores locuras que se pueden realizar sobre cuatro ruedas, y conociendo lo críticos que son con algunos modelos (especialmente con las marcas italianas de Fiat o Alfa Romeo); es destacable que hayan denominado al "pequeño senderista" de Fiat, como el mejor TT del año.
 Realmente no tiene rivales dentro de su segmento y el único que podría ser una alternativa, sería algo así como el Suzuki Jimny, pero en realidad se trata de un SUV compacto.

La carrocería es un poco más grande que la de un Panda normal. Ahora mide 3,68m de largo, ya que los parachoques delantero y trasero son un poco más voluminosos y también es un poco más alto (1,60m), porque las suspensiones ahora tienen mayor recorrido.






El sistema de tracción total, es un sistema inteligente denominado "Torque on Demand". Mientras no exista una pérdida de tracción, el Panda solo se mueve por medio del eje delantero, pero cuando se requiere tracción total; dos diferenciales gestionados por una centralita electrónica, se acoplan proporcionando y repartiendo la tracción según se necesite entre ambos ejes de forma indiferente.
Como ayuda adicional, cuenta con un sistema ESP y éste incluye una función de bloqueo del diferencial denominada ELD, que frena las ruedas con menor adherencia, transmitiendo el par a las ruedas que mantienen mayor contacto con el suelo. Ésta función se puede activar o desactivar por medio de un botón desde dentro del habitáculo.

Todos éstos sistemas, la altura sobre-elevada, un peso muy contenido y unas medidas muy ajustadas; hacen del Panda Climbing 4x4 un trialero auténtico. Además cuenta con una caja de cambios de 5 o 6 relaciones (según sea la mecánica diésel o gasolina), en los que la primera es extremadamente corta para poder solventar los repechos y situaciones complicadas. De hecho, está probado que puede con pendientes de hasta el 20% de inclinación sin despeinarse..., pero eso implica que el resto de las marchas se han alargado, por lo que las capacidades en carretera se ven un poco mermadas.






En el interior nos encontramos con una posición elevada y un buen campo de visión para el conductor. Los mandos están muy a mano y los materiales son en su mayoría plásticos duros, pero con un tacto y ajustes bastante aparentes. Los tapizados también son de telas muy duraderas y soportan mejor el uso cotidiano, además de poseer varios prácticos bolsillos en los respaldos.
El equipamiento de serie no está nada mal tanto de serie como según acabados y puede montar entre otras cosas con climatizador automático, Bluetooth con mandos en el volante, que también es multifunción, navegador con pantalla táctil...







Los motores disponibles para ésta versión del Panda más campera, son dos. El novedoso bicilíndrico de gasolina 0.9 Twin Air, que rinde 85cv y va asociado a una caja manual de 6 relaciones y el diésel 1.3 Multijet con 75cv y que va asociado a una caja manual de 5 relaciones.

Los precios parten de los 16.750 euros para la versión impulsada por el motor de gasolina y 17.550 para las versiones con motor diésel.

Existe una versión alternativa denominada Trekking, que cuenta tan solo con tracción delantera, pero que tiene el sistema Tracción +.
Consiste en un tarado del ESP que distribuye el mayor par a la rueda con mayor adherencia y siempre que ésto ocurra a menos de 30 Km/h, por lo que la motricidad en terrenos complicados, aun siendo solo tracción delantera; es envidiable. Se puede conectar y desconectar por medio de un botón ubicado en el salpicadero.
Ésta versión se puede adquirir a partir de 14.650 euros y también tiene cierta estética campera.


Resulta que el Panda tiene versiones para todos los gustos y además a creado un nicho de mercado hasta ahora inexistente, con el Panda 4x4. Si a ello le sumas que es un coche tan duro en la ciudad como en terrenos agrestes, tiene dos mecánicas voluntariosas, que tienen unos parcos consumos, un precio ajustado, una estética atractiva y un buen espacio interior dentro de unas medidas contenidas; el resultado es el de un coche ideal para familias que hagan vida en la ciudad y que tengan una casita de fin de semana o vivienda habitual, en un pueblo montañoso de los alrededores.
En España tendrá mucho éxito en localidades como León, Galicia, Asturias o Cantabria..., ¿que no...?.







Entradas populares de este blog

¿Cual es el mejor neumático?

Prueba Mitsubishi ASX 160 DI-D Motion 4WD

Prueba: Renault Captur 120 TCe EDC