Skoda Yeti 2014. Familia; nos vamos al campo, o no...



Hace ya algunos años, en el programa de coches más laureado y visto de la BBC, Top Gear con Jeremy Clarkson a la cabeza; cogieron un Skoda Yeti de primera generación y le hicieron todo tipo de "perrerías" (en su línea...) para comprobar la dureza y polivalencia del SUV-monovolumen checo.
Lanzaron una pelota dentro del habitáculo para que un perro fuese a por ella, lo atravesaron los bomberos, equipo incluido con manguera y todo, atravesaron con él un almacén en llamas y hasta aterrizaron un helicóptero sobre su techo mientras iba en marcha entre otras "pruebas" descabelladas... En este enlace encontraréis una secuencia del vídeo que grabaron.

"El nuevo Yeti destaca en casi todo lo que se propone"

La conclusión a la que llegaron es que se trataba de un vehículo muy polivalente, duro, resistente, cómodo y en general; les encantó...

Pues bien; si la anterior generación del Yeti tenía esas virtudes y de lo único que adolecía era de una estética poco común que o te gustaba o la despreciabas; la nueva generación lo soluciona con un diseño más convencional y manteniendo e incluso, mejorando sus aptitudes y actitudes.

Los cambios más sustanciales del nuevo "restyling" afectan sobre todo a la parrilla delantera, donde ahora monta unos faros rectangulares con luces diurnas de LED y pilotos traseros, disponibles en toda la gama, nuevos paragolpes, nueva paleta de colores y nuevos materiales para el interior, junto con un equipamiento más dotado.

Mantiene la carrocería cuadrada y compacta, con trazos rectilíneos y una inmensa amplitud interior para los ocupantes, que además ahora disfrutan de una mayor calidad de fabricación y ensamblaje.

También han querido diferenciar al Yeti entre dos gamas bien distintas. Los que quieran el Skoda para un uso meramente familiar, donde predominan los trayectos urbanos y las salidas de fin de semana con la prole al pueblo o a la casa de Torrevieja, se decantarán por la versión Yeti "a secas" y los que sean más aventureros y utilicen el coche, además de diariamente, para el ocio y practicar los deportes más dispares como ciclismo, parapente, senderismo o simplemente, les guste realizar alguna incursión por el campo porque sí; elegirán el Yeti Off Road Editión.

Este último se nos presenta con una estética bien diferenciada, en la que se incluyen unas nuevas protecciones delanteras y traseras, una mayor altura libre al suelo, control de descenso (versión 4X4), nuevas molduras laterales y barras del techo, entre otras cosas.

Tanto una terminación como la otra, se pueden elegir entre tres niveles de equipamiento; Active, Ambition y Elegance, además de la versión más parca y ahorradora denominada Greenline y que solo estará disponible en el Yeti "normal"; con un motor 1.6 TDI de 105cv, neumáticos de baja fricción, un régimen de ralentí más bajo y la altura de la carrocería rebajada en 20mm, para conseguir un consumo medio homologado en ciclo mixto de tan solo 4,6 l/100Km.

"La nueva generación lo soluciona con un diseño más convencional y manteniendo e incluso, mejorando sus aptitudes y actitudes."

El resto de los motores diésel son el mismo bloque 2.0 TDI pero con 110, 140 o 170cv a elegir. Entre los propulsores de gasolina nos encontraremos con un 1.4 TSI de 122cv y un 1.8 TSI de 160cv.
Según el motor, puede ir con una caja de cambios manual de 5 o 6 relaciones y en opción, nos podemos decantar por la, siempre deliciosa, DSG, con 6 relaciones para las variantes 4X4 y con 7 para las variantes 4X2.

Porque claro; como os habréis dado cuenta, también se puede elegir el tipo de tracción que queramos, así que el Yeti se torna como un coche con múltiples configuraciones y equipamientos para todo tipo de clientes, lo que significará un previsible aumento de las ventas..., digo yo.

En el interior del habitáculo poco o nada ha cambiado. Nuevos materiales, nuevas tapicerías y un salpicadero muy práctico, con todos los mandos a mano y sin ningún atisbo de diseño "art nuveau". Todo muy práctico y donde se combinan plásticos duros de tacto agradable, con otros con un toque más gomoso y de calidad.

Entre los diferentes acabados, podemos encontrar equipamiento como el climatizador automático, asistente de arranque en pendientes, navegador, Bluethooth, volante multi-función, regulador-limitador de velocidad, asientos de cuero, asistente de ayuda al aparcamiento con cámara de visión trasera, control de descenso, sensores de agua y luces, control, de presión de los neumáticos, techo panorámico...



Sus capacidades ruteras no se han visto afectadas respecto a la generación anterior; es un poco más cómodo, filtra mejor las irregularidades y si engranamos la posición Sport de la caja de cambios, nos podremos llevar alguna sorpresa agradable... Pero en lo que sí a mejorado, y mucho, son en sus capacidades Off Road, que en esta ocasión son excepcionales para un vehículo de esta categoría y concepto, gracias a las ayudas electrónicas con las que cuenta el Yeti en estos casos. Si ya de por sí eran bastante buenas..., ahora son bastante mejores.

"El Yeti se torna como un coche con múltiples configuraciones y equipamientos para todo tipo de clientes"

La habitabilidad interior es una de las mejores del segmento y el maletero cuenta con una capacidad de carga que puede oscilar entre los 405 y los 510 litros, según como tengamos desplazada la banqueta posterior.



Los precios parten desde los alrededor de los 15.000 euros, para la versión 1.6 TDI de 105cv y con todas las ayudas del gobierno y promociones posibles; hasta los 28.500 que te pedirán por el Yeti 2.0 TDI 4X4 de 170cv con el acabado Elegance y todo el equipamiento de serie. Si queremos contar con ese look campero que tanto nos atrae; podemos elegir el Yeti Off Road en casi cualquier motorización con un sobreprecio de unos 200 euros más sobre la tarifa.

Como veis; el nuevo Yeti destaca en casi todo lo que se propone. Es práctico, compacto, polivalente, está bien equipado, es muy amplio, tiene muchas combinaciones para elegir, capacidades excepcionales en conducción dentro y fuera del asfalto..., pero sobre todo; ahora es más bonito. ¿Quien se viene de viaje con el Skoda Yeti?.


Entradas populares de este blog

¿Cual es el mejor neumático?

Prueba Mitsubishi ASX 160 DI-D Motion 4WD

Prueba: Renault Captur 120 TCe EDC