Land Rover Discovery Sport. Un clásico dentro y fuera del asfalto.


Land Rover nos ha presentado uno de los modelos que más esperaban los amantes de la conducción Off Road, el Land Rover Discovery Sport, "el SUV compacto Premium más versátil y potente del mundo" palabra de Land Rover. El Discovery Sport abre una rama completamente nueva dentro de la familia Land Rover.

Desde el exterior podemos comprobar una mayor suavidad en los rasgos del vehículo en general, pasando a ser menos diferenciado estéticamente respecto a otros competidores del segmento, pero que por supuesto podemos modificar con las siempre infinitas opciones de accesorios que nos ofrece Land Rover; llantas, cromados, barras frontales y superiores, cubre-ruedas exterior, taloneras .... 




Según  el director de diseño, “Nuestro reto ha consistido en combinar un diseño Premium con una versatilidad excepcional; ambos atributos deben funcionar en armonía”. Es un vehículo de destaca en carretera y fuera de ella pasa por encima de las prestaciones del resto de los competidores del segmento. 




Pasemos al interior para ver un diseño premium sin dejar nada a la improvisación. Quizá dé un poco de pena meterlo por el campo y subir con las botas llenas de barro, pero está hecho para durar y se nota en las calidades y por supuesto en el inmenso espacio interior que ha sido maximizado.


Los materiales transmiten calidad y calidez, algo que en ciertos vehículos con estas capacidades todoterreno se pasa por alto a menudo. Destaca la consola central vertical por su tamaño y su diseño, sus soluciones de almacenaje a lo largo y ancho del vehículo y como ya he repetido la posibilidad de añadir desde tomas de mechero, a puertos de carga usb,...
 

Para ofrecer la  configuración interior de 5+2 asientos, el Discovery Sport introduce por primera vez una serie de innovaciones en el segmento SUV Premium compacto. Un eje trasero multibrazo compacto no sólo aporta una agilidad en carretera encomiable, sino que permite ofrecer un amplio y versátil espacio tras la segunda fila de asientos.

Además, la avanzada suspensión de largo recorrido y el eje trasero multibrazo ofrecen como resultado una sensación en carretera digna de mención y que mantiene la elevada capacidad todoterreno por la que Land Rover es reconocida en todo el mundo. Para los más conocedores del munto todoterreno os dejamos unas cifras de los ángulos de ataque, salida y ventral de 25, 31 y 21 grados respectivamente. Por supuesto hay que sumarle la ya más que testada tecnología Terrain Response y una capacidad de vadeo, con sensor incluido, de hasta 600 mm.


La función Terrain Response, además de cambiar la respuesta de la dirección, del acelerador, de la caja de cambios, del reparto de fuerza entre las ruedas, del sistema de frenos y del control de estabilidad, nos permite elegir diversos programas de tracción (General, Hierba/Gravilla/Nieve, Barro, Surcos y Arena). 
Adicionalmente, si se seleccionan los amortiguadores de dureza variable (MagneRide), hay disponible otro programa denominado Dynamic Mode que proporciona mejor rendimiento en carretera. Como podéis ver un mundo de posibilidades dispuesto a que le saquen partido.

Y pasamos a los motores, en el momento del lanzamiento habrá disponibles dos motores de cuatro cilindros turboalimentados en versión diésel, TD4 y SD4, de 150 y 190 CV respectivamente. Ambos incluyen tecnología Stop-Start. Por supuesto tendremos opciones automáticas y manuales. La caja automática será de nueve velocidades con levas tras el volante y la manual de 6 velocidades. A las cajas de cambio le añadiremos las tres opciones de tracción posibles, tracción delantera (disponible en unos meses) y dos de tracción total conectable automáticamente; la Efficient Driveline y la Active Driveline


Como resumen y teniendo en cuenta la época en la que estamos, podríamos decir que es el vehículo ideal para salir a buscar setas, pero nos quedaríamos demasiado cortos porque estamos hablando de un vehículo de proporciones contenidas para carretera y ciudad y una bestia todoterreno que no se asusta a la hora de afrontar retos que el resto de su segmento no puede ni soñar.
Gran coche y gran trabajo por parte del equipo de diseño e ingeniería  de Land Rover.



Entradas populares de este blog

¿Cual es el mejor neumático?

Prueba Mitsubishi ASX 160 DI-D Motion 4WD

Prueba: Seat Ateca 1.0 TSI Style