Hyundai Génesis. Glamour coreano.


El lujo coreano ya está en Europa. Hablamos de la segunda generación, de esta súper berlina de lujo, que en principio solo se pensaba comercializar en el mercado asiático y norteamericano, utilizando el nombre de Génesis como marca premium de Hyundai. 

Recordemos que estas submarcas de lujo también las utiliza Nissan con  Infiniti, o Toyota con Lexus. Aquí en Europa, la multinacional coreana no va a comercializar nuevos productos en una categoría de lujo, simplemente se va a llamar Hyundai Génesis. 
La insignia de la H de la marca en la parte trasera del vehículo, nos hará recordar, que es una berlina de lujo con nombre y apellido. Lo que pasa es que en esta ocasión, el apellido va delante, en el sitio más privilegiado del capó. Un alado muy parecido al de Bentley con el nombre de Génesis.


Los 67.750 euros que cuesta, su potencia, sus medidas y su equipamiento premium, le meten de lleno en la batalla con los grandes europeos, como el BMW serie 7, Jaguar XJ, Mercedes Clase S, o el Audi A8 entre otros, rebajando su precio final entre 20.000 y 30.000 euros menos que estos "titanes" de ensueño. 

¿Sera suficiente esta rebaja de dinero, para competir contra lo vistoso y gratificante, que queda una insignia de una gran marca europea, sobre nuestro capó?. Hyundai de momento no lo ve claro, y se ha fijado como objetivo, llegar a 35 unidades de venta en España. Pero ya sabéis, los objetivos están para superarlos y aquí en Motorproyect, estamos casi seguros que se quedaran muy cerca. Es cuestión de conocer el producto, y este en concreto, tiene muy buenas aptitudes para convencer a la mente "cerrada" de los consumidores españoles.

Voy a empezar con su único motor; un V6 GDI de 3.8 litros con 311 caballos y 397 Nm de par máximo, que alcanza los 100 Km/h en solo 6.8 segundos. Incorpora una caja de cambios de 8 velocidades automática con levas y también cuenta con tracción total, con tres modos de conducción: Económico, Confort y Sport.

Su velocidad máxima es de 240 Km/h, con consumos en ciudad de 16 litros, extraurbano 9 y un mixto que se queda en casi 12 l/100 Km, que para ser un gasolina de tanta cilindrada, se nos antoja incluso hasta frugal y se mueve en valores bastante dignos.


La combinación de tracción a los dos ejes es muy "flexible". Si conducimos tranquilamente, la potencia va a parar al eje trasero básicamente. Ya cuando nos "alteramos" o queremos llegar un poco antes que los demás, o simplemente el estado de la vía por la que circulamos nos invita a pisarlo, el sistema de tracción distribuye el par correcto en cada eje en según qué circunstancias, llegando incluso a mandar el  100% de ese par solo al eje delantero. 

También se han creado unos ajustes específicos en el chasis, para acercarse a lo que demanda el mercado europeo, retocando la dirección, haciéndola mas directa y endureciendo levemente las suspensiones.

Sus casi 2.000 Kg están repartidos magníficamente, con un 52% delante y 48% en la parte trasera, presentándose así, con unas cualidades dinámicas excepcionales y dando como resultado final, un coche muy equilibrado a pesar de su gran tamaño y peso...


Este mastodonte de carretera puro y duro, mide 4,99cm, con unos 1,89cm de ancho y una altura de 1,48cm. Es el modelo de la marca más grande, claro que también es el más equipado y el que trae más tecnología a sus espaldas. Realmente es el buque insignia de Hyundai, aunque sus ventas sean residuales dentro del segmento.

Estéticamente se aleja de cualquier modelo de la marca coreana que conocemos, lo que nos obliga a pensar cuando le vemos por primera vez, que estamos frente a cualquier otra marca de lujo. Empezando por su largo morro con una lujosa parrilla hexagonal y sus grandes faros, que integran una tira de leds para la luz diurna, también presentes en los antinieblas, intermitentes de los retrovisores y faros traseros.


En su vista lateral, sus grandes llantas de 19" con medidas de neumáticos 245/40R delante y 275/35R detrás, es lo que más destaca, junto al pilar C que proporciona un generoso ángulo de caída, ofreciendo un valor más que aceptable en aerodinámica de tan solo 0,26 Cx.
Por detrás, su doble salida de escape le da ese toque de deportividad que parece que necesita este Génesis para romper un poco con la tónica de sobriedad que envuelve al conjunto en general.

Como equipamiento, monta de serie elementos como el techo panorámico, maletero y puertas con sistema de apertura automático y unas vistosas luces de cortesía en tiradores y en los retrovisores, que proyectan la imagen del emblema Génesis en el suelo, dando un gran toque de exclusividad, al acercarnos al vehículo.


Llega el momento de entrar. Abrimos la puerta y empezamos bien... La palabra Génesis se ilumina en el embellecedor de aluminio de la puerta y el olor a materiales nobles, como madera y cuero, se entremezclan en el interior. Ese golpe olfativo, nos asegura, que entramos en un habitáculo cargado de glamour, lujo y distinción, además de estar muy bien rematado.

Será difícil poner pegas a algo, aquí dentro. Todos los mandos y botones están a mano del conductor y hay muchos. Quizá habrá que leer el libro para aprender a utilizarlos, sobre todo los de la climatización y los correspondientes al sistema de infoentretenimiento, ya que cuenta con información y funciones específicas a las que nos tendremos que acostumbrar para no desviar la mirada de la calzada en exceso...


Unos asientos de cuero perforado, con múltiples regulaciones eléctricas, nos dejará adaptarnos a la perfección según sea nuestra altura o anchura, así como nos permitirá amoldar a nuestros riñones la zona lumbar, la calefacción y ventilación, sistemas con los que también cuenta esta gran berlina de lujo. Estaremos como reyes en su trono.

El salpicadero cuenta con materiales como el cuero napa, embellecedores de aluminio, guarnecidos de madera de poro... todo de clase "business". Un volante de piel multifuncion calefactado, con regulaciones eléctricas en profundidad y altura con tacto muy suave, va a ser nuestro timón al sentarnos.

El cuadro de instrumentos incorpora una pantalla TFT de 7" junto a los indicadores circulares, para visualizar los parámetros del vehículo y el sistema Head up display proyectado sobre la luna delantera que nos permitirá visualizar el navegador y la velocidad a la que circulamos, entre otras cosas.
No podía faltar la pantalla en el centro, eso sí, una muy grande de 9,2 pulgadas.
Su posición elevada nos hace controlar a u solo golpe de vista, el equipo de infoentretenimiento, que puede ser manejado de manera táctil o con los mandos situados en el túnel central. junto a la palanca de cambios. El detalle para mi es ese reloj analógico, que da ese toque cálido entre tanta digitalización, devolviéndonos un poquito al mundo real. El equipo de audio, también es una maravilla y una delicia para los más melómanos; un Lexicon con 17 altavoces y nada menos que 900W. ¡EXAGERADO!

Los asientos en la parte trasera son muy espaciosos, cuentan también con regulación eléctrica para modificar la inclinación y también son climatizados. Estos mandos se encuentran en el reposabrazos junto a los mandos de climatización, cortinilla trasera el sistema de entretenimiento  y varias funciones más. ¿Seguís pensando que es un coche para conducirlo, o le dejamos ese trabajo al chófer? 

En seguridad y tecnología, tanto pasiva como activa incluso de confort, el equipo de serie es muy completo. Entre otras exquisiteces, cuenta con:
  • Sistema AVH está pensado para la ciudad. Cuando frenamos el coche por completo, por ejemplo, en un atasco, este sistema mantiene el coche parado sin avanzar, sin tener pisado el freno, ni engranar punto muerto en la caja de cambios.
  • El freno de emergencia automático, es capaz de detener el vehículo antes de un inminente impacto, circulando a menos de 80Km/h.
  • Vibración en el volante y corrección de trayectoria, cuando detecta cambio de carril involuntario.
  • Avisador acústico de angulo muerto.
  • 9 airbags.
  • Un cinturón inteligente que agiliza el abrochado, y te retiene al asiento al prever un impacto. 
  • Capó activo que se bascula en caso de atropello para reducir el golpe de la cabeza del peatón contra la luna.
  • Cuatro cámaras de visión de 360º.
  • Apertura de puertas y maletero al acercarse a la carrocería con la llave inteligente durante más de 3 segundos.
  • PGS, sistema de de guiado de parking, dándole consejos en la maniobra para facilitarlo.
  • Freno de estacionamiento eléctrico.
  • Lo mas novedoso es el sensor de cabina. Controla la calidad del aire y activa el climatizador, para reducir el nivel de CO2  y de esta manera, disminuir la posible somnolencia del conductor.

Todo este equipamiento, entre muchos más "gadgets" junto al único motor, es de serie. Lo único que podremos cambiar es el color de la carrocería y de los revestimiento interiores. No existen opciones.

Como comenté antes, es un automóvil, sobre todo por esos 67.750 euros, diseñado para pelear con las grandes berlinas europeas. Aunque podríamos decir que se ha adaptado a este mercado, ya que originalmente, no estaba previsto que se comercializase por estas latitudes. 

Desde esta humilde web, los chicos de Motorproyect os recomendamos que paséis por algún concesionario de la marca en donde este disponible, para observar y probar en primera persona este auténtico cochazo de lujo y añadirle a vuestras posibilidades de compra. Porque este Hyundai Génesis nos ofrece una gran alternativa, mucho más equipada y con un precio más ajustado que las grandes berlinas de representación a las que estamos acostumbrados. Solo tenemos que abrir nuestra mente...









Entradas populares de este blog

¿Cual es el mejor neumático?

Prueba Mitsubishi ASX 160 DI-D Motion 4WD

Prueba: Seat Ateca 1.0 TSI Style