BMW Serie 7 2015. Lujo y tecnología avanzados.

El BMW Serie 7 siempre ha sido sinónimo de clase, tecnología y un referente para el resto de sus hermanos de gama, generación tras generación.


Con el nuevo BMW Serie 7, BMW propone una nueva definición para las vivencias que se experimentan al volante de un automóvil de lujo, de carácter exclusivo y orientado hacia el futuro. Con tecnologías que marcan un listón de referencia en materia de uso de materiales ligeros, conjuntos de propulsión, chasis, utilización de funciones e inclusión de redes inteligentes, la nueva berlina de lujo pretende redefinir el placer de conducir y el nivel de confort.

BMW aprovecha el cambio generacional de su modelo tope de gama para presentar una serie de innovaciones que no tienen parangón en el mercado, como viene siendo habitual.

Con polímeros reforzados con fibra de carbono (PRFC) en la estructura de la carrocería, los motores pertenecientes a una nueva generación de propulsores de BMW Group, el sistema híbrido eléctrico enchufable del nuevo BMW 740e, el sistema de chasis activo Executive Drive Pro, el selector de reglaje personalizado Driving Experience Control con modo ADAPTIVE, así como las luces láser de BMW, estrenadas en el ultra-tecnológico i8, consiguen aumentar el dinamismo, la eficiencia, el confort y la seguridad de la conducción. 

Como también viene siendo habitual, el BMW Serie 7 2015 contará con el máximo nivel de confort ocupando los asientos posteriores gracias al equipamiento exclusivo Executive Lounge con función de masaje y programa Vitality. A ello se suman el techo panorámico de cristal Sky Lounge, la iluminación Welcome Light Carpet, la luz ambiental y, además, un soporte para teléfonos inteligentes con estación de recarga de corriente inductiva. La ampliación del sistema iDrive mediante una pantalla táctil Touch Command y función de mando por gestos de BMW, la nueva pantalla virtual Head-Up Display, el nuevo sistema de advertencia de tráfico lateral, el asistente de la dirección y de guiado en un carril, la función activa de protección contra impactos laterales, el sistema de visión panorámica Surround View con imágenes en 3D, así como la función de aparcar mediante control a distancia, aportan varias guindas tecnológicas en materia de utilización de funciones y de asistencia al conductor (y pasajeros...).

El diseño del nuevo BMW Serie 7 logra escenificar de manera auténtica el carácter del nuevo automóvil. Las proporciones armoniosas, las tensas formas de las superficies y el nítido trazado de las líneas expresan un estilo inconfundible que se manifiesta a través de una imagen de gran aplomo, extraordinario dinamismo y exclusiva elegancia.


El estilo característico de las dos versiones de la berlina de lujo, ya sea con distancia normal entre los ejes o con mayor distancia entre ellos, expresa un equilibrio optimizado entre el placer de conducir y un alto nivel de confort al realizar viajes largos.

Las formas del habitáculo están determinadas por las superficies horizontales, la gran espaciosidad, la orientación ergonómica del puesto de mando del conductor, los finos materiales de excelso acabado artesanal y, también, por la extraordinaria funcionalidad de todos los elementos de indicación y control.
Cuando se lance al mercado el nuevo BMW Serie 7, también se ofrecerá el paquete deportivo M, así como las líneas de Diseño Pure Excellence y BMW Individual Design Composition. Con estos acabados se subrayan específicamente las cualidades dinámicas del coche, así como su exclusiva elegancia o su lujoso ambiente, lográndose satisfacer las más variadas exigencias que plantean los clientes de todo el mundo.

Por otra parte, el nuevo BMW también ha adelgazado un poco respecto a la generación precedente y gracias a BMW EfficientLightweight, el peso de los diversos modelos de la nueva Serie 7 de BMW es hasta 130 kilogramos inferior. Una de las prioridades es la carrocería con estructura Carbon Core, que es el resultado de la beneficiosa transferencia de tecnologías ya aplicadas en automóviles de BMW i.
De hecho, el nuevo BMW Serie 7 es el primer automóvil de su segmento que cuenta con piezas de PRFC producidas industrialmente, combinadas con acero y aluminio. Gracias a esta inteligente combinación de materiales, la jaula del habitáculo es más sólida y rígida.

En los modelos de la nueva Serie 7 de BMW se monta un motor de V8 optimizado, así como diversos motores de seis cilindros en línea que pertenecen a la última generación de propulsores de BMW Group. Todos los motores se combinan de serie con una caja Steptronic de ocho marchas, también optimizada. También el sistema de tracción total inteligente BMW xDrive, que se ofrece como equipo opcional, cuenta con un grado de eficiencia mejorado y de esta manera, el guiado y la motricidad en cualquier tipo de circunstancias está más que asegurado.

El excelente chasis de alta calidad, así como varios sistemas complementarios de regulación del chasis, incluido de serie u ofrecido como opción, logran aumentar el dinamismo y el confort de los modelos de la nueva Serie 7 de BMW, haciendo que parezcan mucho más "pequeños" de lo que son y aumentando exponencialmente la agilidad de todo el conjunto. Al mismo tiempo, el equilibrio entre estos dos factores que definen el placer de conducir, alcanza un nivel hasta ahora desconocido en el segmento de las berlinas de lujo. El equipamiento de serie incluye un sistema de suspensión neumática en los dos ejes con función de regulación de nivel, así como el sistema de control dinámico de la amortiguación.


Con la dirección integral activa mejorada, sistema que hace que las cuatro ruedas giren casi al unisono para favorecer un paso por curva mucho más preciso, y ahora también opcionalmente combinada con el sistema de tracción total BMW xDrive, y, además, con el estreno del sistema Executive Drive Pro con supresión activa de inclinaciones, se logra aumentar adicionalmente el confort, dinamismo y aplomo del nuevo BMW Serie 7.

Las barras estabilizadoras de accionamiento electromecánico reducen adicionalmente las inclinaciones del coche al trazar las curvas a alta velocidad. Además, el sistema de regulación activa del chasis adapta el reglaje de la amortiguación a las irregularidades de la calzada, convirtiéndo al nuevo Serie 7 en una auténtica alfombra voladora.

Las recientes innovaciones permiten al conductor seleccionar más libremente el reglaje que prefiera y puede optar por una maniobrabilidad aún más deportiva de su coche, o bien preferir un mayor nivel de confort, pero también puede elegir el modo ECO PRO, más eficiente. Con el nuevo selector de reglaje Driving Experience Control, ahora también puede activar el modo ADAPTIVE. Si se selecciona este modo, el reglaje cambia automáticamente en función del estilo de conducción y, además, dependiendo del trazado de la carretera.

En el nuevo BMW Serie 7 también se estrena la versión táctil de la pantalla de a bordo del sistema de mando iDrive. Con este Touch Display, el usuario podrá disponer de un terminal que funciona como los smartphones que está acostumbrado a utilizar. Además de poder seguir utilizando el botón de mando Controller, las funciones también se pueden seleccionar y activar tocando la superficie de la pantalla.

Adicionalmente, el sistema de mando iDrive se amplía mediante la función de BMW de mando mediante gestos. Un sensor 3D detecta los movimientos hechos con la mano para controlar de manera especialmente intuitiva y confortable las funciones del sistema de información y entretenimiento. Entre otros, pueden hacerse gestos para regular el volumen del sistema de audio, o para aceptar o rechazar llamadas telefónicas entrantes. Además se tiene la posibilidad de relacionar determinados gestos definidos con funciones a elección del usuario. )qué tal se os da el mimo?.
Otra novedad consiste en el soporte para teléfonos móviles integrado en la consola central. Se trata de una unidad que, por primera vez en un automóvil, permite recargar el teléfono de manera inalámbrica, mediante un circuito de inducción, como ya existen algunos sistemas de mayor escala, para recargar la batería de los coches híbridos o eléctricos.


Con la opción Executive Lounge (osea, la versión de carrocería alargada), concebida para redefinir el bienestar individual en un automóvil perteneciente al segmento de lujo, es inigualable el confort que se disfruta viajando en la parte posterior del habitáculo de los modelos BMW 750Li xDrive, BMW 730Ld y BMW 730Ld xDrive, que son los que estarán disponibles con batalla alargada.

Este nivel de acabado incluye un climatizador de cuatro zonas de regulación, asientos traseros de confort, regulables eléctricamente y con función de masaje, sistema de ventilación activa en todos los asientos, además de los equipos opcionales Executive Lounge Seating, consola central Executive Lounge, así como Fond-Entertainment Experience con BMW Touch Command. La función de masaje se amplía por primera vez mediante el programa Vitality, con lo que los ocupantes de los asientos del fondo disponen de un sistema de regeneración física mediante entrenamiento activo. La opción Executive Lounge Seating aumenta el confort en el asiento posterior que se encuentra detrás del asiento delantero del acompañante. Éste asiento se puede desplazar horizontalmente 90 milímetros hacia adelante y, además, su respaldo alberga un apoyapié escamoteable eléctricamente. Además, el ocupante del asiento posterior puede reclinar casi horizontalmente su respaldo, por lo que asume una postura extremadamente relajante.

La consola Executive Lounge incluye una mesa abatible, portavasos adicionales o la tableta Touch Command. Esta unidad con pantalla de 7 pulgadas permite controlar las funciones de información, entretenimiento y confort disponibles en la parte posterior del habitáculo del nuevo BMW Serie 7. Además, sirve para escuchar música o ver vídeos cargando archivos externos, o puede utilizarse como consola de juegos o para navegar en Internet. Vamos; que se puede convertir en una gran y cómoda oficina rodante.

El ambiente de exclusividad que impera en el habitáculo del nuevo BMW Serie 7 también es el resultado de una cuidadosa selección de fuentes de luz en el habitáculo, ya que la luminosidad en vehículos de alto estánding es una de las bases principales para generar ese ambiente de lujo y confort.


La opción de luz ambiental incluye, por primera vez, la luz Welcome Light Carpet, que genera una imagen gráfica luminosa en la zona de las puertas, visible al entrar en el coche o salir de él. La luz ambiental de las versiones largas del nuevo BMW Serie 7 también es única. Concretamente, se trata de fuentes de iluminación incorporadas verticalmente en los montantes B, que generan una luminosidad agradable en la parte posterior del interior.

También para las versiones largas del nuevo BMW Serie 7 se ofrece el techo panorámico de cristal Sky Lounge, único en el segmento de las berlinas de lujo. En el caso de esta ejecución del techo, varios módulos de diodos luminosos, montados lateralmente, generan una luz que se distribuye homogéneamente en la superficie acristalada cuando oscurece, dejando visible una gráfica impresa en el cristal. De esta manera se puede apreciar una imagen que se asemeja al cielo colmado de estrellas. Básicamente lo que ya montaba el Rolls Royce Phantom hace tiempo, pero mucho más tecnológico...

Otra opción destinada a aumentar la sensación de bienestar a bordo es el sistema de ventilación ambiental Ambient Air, con el que se produce una ionización del aire y, además, se esparce un aroma que el usuario puede seleccionar entre ocho fragancias diferentes. Por otra parte, el nuevo Bowers & Wilkins Diamond Surround Sound System, concebido especialmente en función de las características del habitáculo del nuevo BMW Serie 7, garantiza una extraordinaria calidad de sonido desde cualquier plaza en la que viajemos.

También, el nuevo BMW Serie 7 es el primer coche del mundo fabricado en serie que puede ejecutar maniobras para entrar y salir de garajes o de plazas de aparcamiento en batería, sin que el conductor esté dentro del coche. La opción de aparcar con control a distancia permite aprovechar cómodamente espacios especialmente estrechos para estacionar el coche y evitarnos de esa manera esos incómodos toques y roces con los laterales de los vehículos estacionados.
Utilizando la nueva llave con display, el conductor activa la función de entrar de frente en una plaza de aparcamiento y de salir de ella retrocediendo. El BMW ejecuta las maniobras correspondientes de manera semiautomática, mientras que el conductor se fija en posibles obstáculos.

Por supuesto, también hemos hablado de la luz láser de BMW, que no deslumbra gracias a la tecnología BMW Selective Beam, y que ya se utiliza en el BMW i8, pero que es una novedad en el segmento de las berlinas de lujo.

Esta luz se ofrece a modo de alternativa frente a los faros de LED que el nuevo BMW Serie 7 incluye de serie. Los faros de luz láser generan una luz especialmente intensa y muy blanca. Los faros de luz láser duplican el alcance de los faros de LED, alcanzando iluminar una distancia de 600 metros con las luces de carretera, auqnue al igual que en i8, esa opción nos costaría algo más de 11.000 euros.


También estrena numerosos sistemas que hacen que el coche casi conduzca por nosotros, como el sistema Driving Assistant Plus, que se amplía mediante las funciones de asistencia de dirección y de guiado en el carril, de asistencia de permanencia en el carril con protección contra colisiones laterales, de prevención de colisiones en la zaga, así como de advertencia de tráfico lateral.

En concordancia con el criterio de conducción semiautomática, el asistente para conducción en retenciones de tráfico puede utilizarse en calles y carreteras de todo tipo. Al utilizar el sistema de regulación activa de la velocidad con función Stop and Go, basta pulsar un botón para que el coche considere automáticamente los límites de velocidad detectados por la función Speed Limit Info. La nueva generación del sistema Surround View ahora también incluye una representación en la pantalla Control Display de imágenes en 3D, así como la imagen panorámica Panorama View.

El nuevo BMW Serie 7 se fabrica, al igual que todos sus antecesores, en la planta de BMW de Dingolfing. En esta planta se cuenta con una amplia experiencia en materia de fabricación de berlinas de lujo y, además, se tienen profundos conocimientos sobre el uso de materiales ligeros. Dentro de la red mundial de centros de producción de BMW Group, la planta de BMW de Dingolfing es el centro de competencia de aluminio. Adicionalmente, ahora esta planta es la primera del mundo del sector automovilístico que utiliza PRFC en combinación con otros materiales en las carrocerías.

En definitiva; el nuevo Serie 7 vuelve a la palestra de las berlinas de lujo con aires renovados, una gran tecnología punta y una imagen clásica, pero convenientemente modernizada y acorde con los nuevos requisitos de los clientes más pudientes y sibaritas.


Entradas populares de este blog

¿Cual es el mejor neumático?

Prueba Mitsubishi ASX 160 DI-D Motion 4WD

Prueba: Seat Ateca 1.0 TSI Style