Cristina Gutiérrez. !!Best women driver of the world!!

Burgos es conocida por la monumental catedral, símbolo de la ciudad; por su gastronomía, en donde la morcilla y el queso son sus mayores baluartes y por el Cid Campeador, mercenario para unos, héroe para otros. Pero poco a poco y paso a paso, hay un nuevo personaje que está cambiando la historia viva de esta ciudad y demostrando en el mundo entero, los valores y la determinación de los oriundos de esta pequeña y acogedora población.


Estamos hablando de "nuestra" piloto Cristina Gutiérrez, que además de contar con una trayectoria impecable en el mundo de los rallyes TT, junto con su escudero y hermano Gustavo, es una burgalesa de bandera que siempre deja un pedacito de nuestra ciudad y la suya allá por donde pisa, gracias a sus éxitos que se van acumulando en forma de premios y victorias sobre sus vitrinas. Digamos que es una nueva versión del Cid, pero en mujer y por supuesto, mucho más guapa y mucho más agradable en el trato, porque el Cid sería valiente pero...

Pues bien; la historia se repite en nuestra ciudad (por fortuna, de una manera más moderna y civilizada...) y Cristina "la Campeadora" ha conquistado una nueva e importantisima victoria en tierras árabes, concretamente, en la lejana y próspera Qatar, en donde acaba de finalizar un Campus de pilotos, todas ellas mujeres, entre las que se encontraban las mejores de cada país.


Cristina tenía el honor y la presión de representar a España como una de las mejores pilotos del mundo y competir con lo más granado del mundo del motor a nivel internacional, para conseguir una plaza automática para el rally Sealine Crosscountry que se celebrará en abril 2016.

Cristina comenzaba su aventura en Doha el 1 de noviembre y después de 7 horas de vuelo, se encontraba con todas las pilotos y copilotos de los diferentes países, que lucharían con ella y contra ella para conseguir la victoria, en una cena de gala cuyos anfitriones eran el, también piloto de TT además de vicepresidente de la FIA, Nasser Al Attiya, la afamada ganadora del Dakar Jutta Kleinchmidt y Fabrizzia Pons, copiloto habitual de la también campeona, Michelle Bouton.


En esa cena se hizo la presentación del Campus y del intenso planning que debían sufrir durante el resto de semana, para después reponer fuerzas y comenzar el día 2 a las 6 de la mañana.

Después del desayuno, se dividieron pilotos y copilotos y recibieron las nociones y pautas correspondientes por parte tanto de Jutta como de Fabrizzia, de lo que iba a ser la jornada y el resto de la semana, para después, mezclar los equipos.

Para Cristina era su primera toma de contacto con el desierto y formó equipo con la veterana copiloto neozelandesa Rhianon Gelsomino, que también era la primera ocasión en la que se batía en un ambiente desértico como ese.


Después de algún despiste en la navegación y un cambio de ruedas, lograron destacar desde el primer día marcando la pauta y alcanzando la meta en la primera posición.

Cristina Gutiérrez:

“Definitivamente el desierto, tiene algo que engancha. Al principio no sabía como iba a afrontar la conducción en arena, pero a medida que pasan los kilómetros me voy encontrando más cómoda. Tenemos grandes instructores, para mi es un honor contar con los consejos de alguien tan importante como Jutta Kleinschmidt. Están siendo unas jornadas agotadoras, pero entre todas las chicas nos apoyamos mucho, primero somos compañeras y luego competidoras.”

La segunda jornada comenzaba justo después de salir el sol y Jutta aleccionó a nivel personal a todas las pilotos durante toda la mañana, impartiendo nociones y consejos sobre como pilotar y afrontar las dunas de una manera segura y a la vez, efectiva y rápida, mientras que Fabrizzia compartía sus conocimientos sobre normativas y seguridad.


Por la tarde tenían reservado un gran reto, con una competición al más puro estilo Dakar, sobre las dunas interminables de Qatar y con tres puntos de control en el que Cristina, esta vez copilotada por la holandesa Lisette Bakker, volvía a destacar por su fino pilotaje alcanzando de nuevo la primera posición y bajo la atenta mirada de Jutta y Fabrizzia, que se encontraron bastante impresionadas con las cualidades de la piloto burgalesa.

Cristina Gutiérrez:

 “Me he encontrado muy cómoda con las condiciones y con la conducción en arena, cada día estoy mejorando un poquito más y eso se nota en los tiempos. La parte más complicada del Campus vendrá mañana por eso hay que mantener la concentración y seguir aprendiendo. Hoy tanto Lisette como yo hemos realizado un gran trabajo y esto me da más fuerzas para continuar buscando este sueño. Me quedo personalmente con la masterclass que ha impartido Jutta, que una ganadora del Dakar comparta contigo sus consejos y experiencias no está al alcance de muchas personas.”

El tercer día fue, sin lugar a dudas el más duro e intenso. La jornada comenzaba emparejando a Cristina con la copiloto Jasmeen Singh de Zambia con la que después de un tramo de 35 Km, alcanzó el segundo puesto a 17 segundos de la clasificada en primera posición.

Por el mediodía, Cristina tuvo que mostrar sus habilidades al volante con Jutta como copiloto, la cual, iba analizando y anotando todo lo que era proclive a mejorar para después aconsejar a las pilotos de los fallos que ella consideraba y siempre en pos de una mejora continua.

Después de un descanso para comer, la tarde aguardaba con una prueba intensísima en la que esta vez Cristina, compartía habitáculo con la belga Lara Vanneste. En esta ocasión, la piloto burgalesa se las vio y se las deseo con el traicionero terreno de arena suelta del desierto y tras perder unos valiosos minutos en una trampa de arena, tan solo pudo alcanzar una meritoria cuarta posición. ¿Qué habría pasado si no hubiera perdido ese tiempo?. Todos sabéis la respuesta...

Según el orden de llegada, debían elegir la posición de salida al día siguiente en la prueba de fuego final y Cristina, eligió salir en séptima posición, demostrando sus conocimientos adquiridos en estrategia y teniendo en cuenta la temperatura y el moldeado de la pista según pasan los primeros coches.

Le esperaba una dura prueba de 77 Km y para esta ocasión, la copiloto que tuvo el privilegio de indicar el camino a nuestra Cristina "Campeadora" era la noruega Veronica Engan. No cabe duda que ambas se entendieron a la perfección, ya que Cristina enseguida comenzó a marcar el ritmo consiguiendo completar el recorrido en 1h 33´, siendo el mejor crono de entre todas las pilotos que competían por el triunfo.

La ovación por parte del equipo no se hizo esperar y entre aplausos, una vez finalizada la jornada, se dirigieron de nuevo a la capital Doha en donde, durante la cena de clausura del Campus se darían a conocer a las tres mejores pilotos y copilotos del mundo que participaran en el Crosscountry en abril.


Después de haber leído todo el reportaje, os podéis imaginar quien se encuentra entre esas tres mejores pilotos ¿no?.

Cristina Gutiérrez:


“Durante toda la semana he estado esforzándome para lograr esto, por lo que me siento excepcionalmente bien. El nivel de todas las participantes ha sido altísimo, por lo que conseguir este premio no ha sido nada fácil y he tenido que dar lo mejor de mi. Quiero dar las gracias personalmente a la Real Federación Española de Automovilismo y a su presidente Don Carlos Gracia por apoyarme en esta aventura tan extraordinaria. Ha sido una experiencia increíble en la que he podido aprender cada día una cosa nueva. Quiero acordarme de todas las participantes del Campus, ante todo se han convertido en grandes amigas que siempre llevare en mi corazón...” 

Gracias a su tesón, profesionalidad, sus dotes como piloto y sobre todo, sus aptitudes y determinación, Cristina se encuentra desde hoy entre la élite y no dudamos que seguirá evolucionando hasta llegar a términos casi de otro planeta ya que no debemos olvidar, que Cristina aun es muy joven y un auténtico diamante en bruto que poco a poco se va puliendo y que nos descubrirá una joya de muchos quilates y con un brillo especial. ¿Que no me creéis?. El tiempo me dará la razón...






Entradas populares de este blog

¿Cual es el mejor neumático?

Prueba Mitsubishi ASX 160 DI-D Motion 4WD

Prueba: Seat Ateca 1.0 TSI Style