Mitsubishi eX Concept. Limpio e inteligente.



Mitsubishi es una marca que no tiene muchos representantes en el mercado, casi todos SUV y todo-terreno, pero cuando da un paso, nunca lo da en falso. Es el caso del vehículo que ocupa nuestro post de hoy, ya que podemos estar hablando del sustituto del exitoso ASX..., o de un modelo entre este y el Outlander, ¿quién sabe?.

Bajo el lema: “Más allá de la conducción: un nuevo paso en todo terreno y poder eléctrico”, Mitsubishi Motors presentó, en el Salón del Automóvil de Tokio 2015, el todo terreno compacto MITSUBISHI eX Concept, que utiliza un sistema EV de nueva generación y que verá la luz entre 2017 y 2019, según las fuentes de la propia marca.


Con el Mitsubishi eX Concept, la marca japonesa propone un SUV eléctrico para el segmento de los compactos que, según las previsiones, acelerará su crecimiento en un futuro próximo. Utiliza las tecnologías EV y de tracción a las cuatro ruedas, en las que siempre ha destacado la marca de los tres diamantes, así como sistemas de conducción automatizada, aunando las tecnologías de seguridad activa y de vehículo conectado con el exterior.

Evocan la imagen de un todo terreno deportivo que se mueve ágilmente por la ciudad, fusionando la elegancia y el estilo de un shooting brake (coupé con portón trasero) con las líneas de un SUV compacto. La parte delantera propone una nueva interpretación del lenguaje de diseño Dynamic Shield de Mitsubishi.

En el Salón de Tokio, un modelo en chasis mostró las características técnicas de los sistemas PHEV y Twin Motor 4WD, así como una maqueta de una comunidad virtual que utiliza el sistema V2H de suministro de energía eléctrica desde las baterías de los vehículos a los hogares.

Asimismo se presentó el vehículo de rallyes todo terreno Outlander PHEV que compitió en la Baja Portalegre 500 con gran éxito, así como un i-MiEV especialmente decorado para conmemorar los 50 años de investigación y desarrollo de Mitsubishi Motors en el campo de los vehículos eléctricos.
Junto a estos, en el stand de la marca japonesa se mostraron una serie de modelos propulsados por motores Clean Diesel, mini-coches y otros vehículos respetuosos con el medio ambiente.

Pero vamos con el protagonista de nuestra entrada de hoy. El Mitsubishi eX Concept es un concepto de SUV compacto propulsado por un sistema EV de última generación generación. 

En términos de diseño, evoca la imagen de un todo terreno deportivo que se mueve ágilmente por la ciudad, fusionando la elegancia y el estilo de un vehículo coupé con portón trasero con las líneas de un SUV compacto, al estilo de lo que podemos observar con, por ejemplo, un Nissan Juke. 


El Mitsubishi eX Concept utiliza una batería de alto rendimiento y motores eléctricos compactos de altas prestaciones en un sistema EV de nueva generación, que ahora es más ligero y eficiente y con las nuevas reducciones de peso del propio vehículo, posee una autonomía de conducción de 400 km. La instalación de la batería bajo el chasis ha rebajado el centro de gravedad lo que, junto con su sistema Twin Motor 4WD y los sistemas integrados S-AWC de control del vehículo, proporciona unas características de conducción que responden fielmente a las intenciones del conductor, combinadas con una estabilidad excepcional del vehículo. 

El Mitsubishi eX Concept es un SUV de nueva generación que está por delante de los EV´s actuales en muchos aspectos. Entre otras funciones pueden citarse la aplicación de tecnología de conducción autónoma, que combina la tecnología de vehículo conectado, utilizando sistemas informáticos de nueva generación, con tecnología avanzada de seguridad activa. Cuando detecta un peligro, activa las funciones de seguridad de modo óptimo, estando equipado asimismo con funciones que detectan fallos o anomalías en el menor tiempo posible, avisando al conductor para que lleve el vehículo a reparar o a revisar. 

El diseño activo y vibrante de eX Concept utiliza una forma estilizada que le proporciona una sólida presencia, como si hubiera sido tallado a partir de un solo bloque, combinando asimismo la elegancia y el estilo de un shooting brake con las líneas de un SUV compacto. Mientras que el compartimento del equipaje proporciona amplio espacio para el material de ocio al aire libre, el Mitsubishi eX Concept crea un estilo que evoca la imagen de un todo terreno deportivo que se mueve ágilmente por la ciudad. 

Si nos detenemos en la parte delantera, propone una nueva interpretación del concepto de diseño Mitsubishi Motors Dynamic Shield. Además de dar la impresión visual de la función de “proteger a las personas y al vehículo” de la parte delantera, las luces de posición diurnas LED y los indicadores de giro se sitúan en la parte superior para resultar más visibles a los peatones, mientras que los faros están situados bajo los extremos del paragolpes rebajado, con el fin de evitar deslumbrar a los vehículos que circulan en dirección contraria y a los peatones. 

Otro elemento que mejora la sensación de seguridad es la utilización de un revestimiento de goma en la parte inferior y a los lados del frontal, donde es posible el contacto con personas u obstáculos, convirtiéndolo en un coche que a buen seguro, sacará una alta calificación en las pruebas de choque y atropello de Euro-NCAP. 

El diseño sin pilar central y las puertas de fácil acceso llevan a los ocupantes a un espacio interior agradable. Los asientos del conductor y los pasajeros utilizan colores diferentes para conferir a cada zona un ambiente distinto, haciendo que el espacio interior sea no sólo deportivo, sino también más espacioso y luminoso. La utilización de una estructura forrada en material suave y enmarcado para el salpicadero y otros elementos importantes del compartimento delantero no sólo crea una sensación visual de ligereza, sino que realmente ayuda a reducir el peso. 


La especificación del equipamiento interior también contribuye a una conducción segura y cómoda, con monitores laterales situados dentro y a ambos lados del bloque principal de instrumentos, además de un monitor de visión trasera montado en la consola de techo. Algunas de estas características pueden controlarse por voz. Dispone asimismo de un parabrisas de realidad aumentada que, conectado a una red de información que utiliza la tecnología de vehículo conectado, aporta nuevas formas de disfrutar la experiencia en el vehículo, así como otras posibilidades. El parabrisas AR minimiza el movimiento de los ojos del conductor. La presentación de dicha información en su campo de visión delantero permite al conductor ver los cambios en las condiciones de la carretera sin necesidad de realizar movimientos amplios de su línea de visión. 

Entre la información que puede presentarse se encuentra la siguiente: orientación sobre la ruta del sistema de navegación del vehículo; alertas de distancia de vehículo a vehículo; avisos de salida de carril e información sobre señales de tráfico fijas o móviles adquirida por el sistema de reconocimiento de señales de tráfico basado en cámara... Asimismo, el parabrisas AR dispone del sistema Caution Tracking que utiliza tecnología de asistencia al conductor empleando comunicaciones vehículo a vehículo, vehículo a carretera y vehículo a peatón, para presentar indicaciones y advertencias sobre información que se encuentra fuera del campo de visión del conductor, como vehículos o peatones que se aproximan a las intersecciones, pero que no son visibles para el conductor. 


Instando al conductor a tomar decisiones y a realizar acciones sobre los mandos en fracciones de segundo, el parabrisas AR contribuye a una conducción más segura. También, situada en el centro del salpicadero, la pantalla inteligente proporciona un portal para una gran variedad de información sobre conducción y conectada a la aplicación de navegación de un smartphone, puede presentar orientación sobre rutas. 

Por otra parte, los monitores de visión lateral están situados a los lados del bloque principal de instrumentos, sustituyendo a los tradicionales retrovisores exteriores de las puertas. Se utilizan cámaras de alta definición instaladas en la carrocería del vehículo para mostrar el campo de visión trasero, reduciendo así el número de movimientos con los ojos que debe realizar el conductor.  

En sustitución del espejo interior, también contamos con un monitor montado en la consola de techo, que utiliza una cámara de alta definición instalada en la parte trasera del vehículo para mostrar la vista detrás del vehículo y proporciona una imagen más amplia y clara tras el vehículo que un espejo retrovisor tradicional. 


En cuanto al sistema que moverá al nuevo eX Concept, combina todas las tecnologías que Mitsubishi Motors ha desarrollado hasta la fecha, y hace realidad un sistema EV de nueva generación que aúna una mayor autonomía de conducción y unas prestaciones superiores. 

El sistema está configurado a partir de una batería de segunda generación que posee el doble de densidad energética que las baterías e inversores anteriores, para los motores compactos de alto rendimiento tanto delantero como trasero. Junto con la reducción del peso y la mayor eficiencia del nuevo sistema EV, proporciona al Mitsubishi eX Concept una autonomía de 400 km. Este tren de potencia ofrece un nivel de par y aceleración que sólo puede disfrutarse en un EV ágil, ya que genera 70 kW tanto a las ruedas delanteras como a las traseras para una potencia total de 140 kW. 

El tren de potencia Twin Motor 4WD incorpora el sistema integrado de control de comportamiento del vehículo S-AWC, que utiliza la frenada para controlar las ruedas delanteras y un mecanismo de transferencia que varía el reparto de par entre las ruedas traseras. Con el sistema AYC controlando el reparto de par entre las ruedas traseras, el Mitsubishi eX Concept proporciona unas características de conducción que reflejan fielmente las intenciones del conductor. 


De hecho, el conductor puede elegir entre tres modos de conducción diferentes para extraer todo el rendimiento del sistema S-AWC. El modo AUTO utiliza sensores y cámaras que monitorizan las condiciones de la superficie de la carretera y proporcionan esa información a la unidad de control de S-AWC, con el fin de que ésta seleccione automáticamente el modo de conducción óptimo para las condiciones de la superficie existentes en la ruta. 
El modo GRAVEL proporciona una tracción óptima y permite conducir en carreteras sin pavimentar y con lluvia intensa, mientras que el modo SNOW ofrece un comportamiento óptimo en superficies cubiertas de nieve u otras superficies deslizantes. 

Otra solución tecnológica muy aprovechable en nuestros días es que el Mitsubishi eX Concept puede conectarse a un dispositivo V2H que permite que la energía almacenada en la batería suministre electricidad suficiente para alimentar los electrodomésticos del hogar durante !!!cuatro días!!!. 
Una toma de red corriente alterna de 1500W y 100V permite también que la batería alimente electrodomésticos cuando se disfruta de actividades al aire libre.  

Gracias también al sistema Mitsubishi Connect, la conexión de su vehículo a Internet le permite realizar una reserva en un restaurante y realizar compras con tickets de reserva antes de llegar a la tienda. Y al conectar su vehículo a su smartphone, también es posible enviar y recibir mensajes de voz y utilizar los servicios de las redes sociales.

En cuanto a la seguridad, las nuevas evoluciones en su sistema avanzado de seguridad activa apoyan un funcionamiento más seguro y confortable del vehículo. El sistema de tecnología avanzada de seguridad activa comprende el primer sistema de mitigación de colisiones frontales (FCM) y de mitigación de aceleración no intencionada por ultrasonidos. Se ha ampliado el alcance de estos sistemas basados en cámara y radar para detectar peatones y bicicletas. 

El FCM aplica los frenos automáticamente cuando la cámara y el radar detectan una reducción repentina de la distancia con el vehículo precedente y ayuda a evitar la colisión o reduce los daños de impacto en caso de colisión. Asimismo, el sistema FCM advierte al conductor si la cámara y el radar detectan peatones y ciclistas delante por la noche o en otros momentos en que la visibilidad es deficiente, y el sistema determina si existe la posibilidad de colisión. En caso necesario, aplicará los frenos automáticamente para evitar un accidente o mitigar las lesiones. 


Por otra parte, el sistema de mitigación de aceleración no intencionada por ultrasonidos (UMS) y de control de frenos utiliza la cámara y el radar para detectar obstáculos tanto delante como detrás del vehículo, y regula la potencia del motor cuando el conductor pisa el acelerador por error, para evitar que el automóvil acelere de forma incontrolada. También alerta al conductor audible y visualmente para que tenga precaución.

La alerta de puntos ciegos utiliza sensores de ultrasonidos y radar para monitorizar las áreas tras el vehículo que con mayor probabilidad pueden ser puntos ciegos. Mediante una alerta tanto audible como visual, el sistema recomienda al conductor que tenga cuidado cuando detecta un vehículo detrás, evitando que se pase por alto un vehículo en el cuadrante trasero o aproximándose al mismo al cambiar de carril o en una autopista, por ejemplo. 


También contamos con la tecnología ideal para el día a día, por ejemplo, cuando se sale de un garaje a la calle hacia delante o hacia atrás, el sistema con cámara y radar montado delante y detrás emite una alerta cuando detecta la aproximación de un vehículo. Una vez en marcha, además de detectar irregularidades en la superficie de la carretera, el sistema de cámara y radar deduce los cambios en el entorno de operación del vehículo, como asfalto, tierra o arena, así como los cambios en las condiciones de la superficie de la carretera debidos a las condiciones meteorológicas. Esta información se utiliza en el control del sistema integrado de control de comportamiento del vehículo S-AWC. El sistema también comparte esta información sobre la superficie de la carretera con otros vehículos gracias a la conexión de vehículo conectado. Ello permite, por ejemplo, que los vehículos que marchan detrás conduzcan de un modo apropiado en una sección de carretera que se ha detectado que tiene un estado de la superficie deficiente. 

Y en caso de desastre natural (Dios no lo quiera...), el sistema puede almacenar y analizar los datos detectados por varios vehículos e informar a muchos más sobre qué carreteras son transitables y el estado de las mismas. También utilizando comunicaciones vehículo a vehículo, vehículo a carretera y vehículo a peatón, se ayuda a evitar accidentes detectando objetos ocultos al conductor, y alertándole de la presencia de peatones delante del vehículo o de la aproximación de vehículos en un cruce.

Y como hemos comentado en alguna ocasión, la conducción autónoma será una realidad en un breve espacio de tiempo, unos 10 o 15 años más o menos y ese sueño (para algunos...) irá entrando en nuestras vidas poco a poco, pero con toda seguridad. 

El Mitsubishi eX Concept también aplica diversas tecnologías de conducción autónoma que son totalmente compatibles con los EV´s. Mitsubishi Motors ha desarrollado, por ejemplo, un práctico y gratificante sistema de aparcacoches autónomo, que aprovecha el control de precisión posible con el motor eléctrico. Asimismo, explotando el fiable par generado por los motores eléctricos, los EV´s muestran un rendimiento de conducción que responde casi instantáneamente a los cambios de situación que se dan en la conducción autónoma en carreteras destinadas exclusivamente a vehículos, o en sistemas automatizados de prevención de obstáculos. 
Las luces de posición del modo de conducción autónoma se encienden para indicar a otros vehículos que el sistema de conducción autónoma está conduciendo el vehículo. 

El sistema de aparcacoches inteligente hace referencia a un sistema en el que todo se realiza de forma autónoma, conectando el sistema de la zona de aparcamiento y el sistema del vehículo, utilizando la tecnología de vehículo conectado. El conductor y otros ocupantes se apean del vehículo en la zona de aparcacoches inteligente y, pulsando un icono en el smartphone o reloj inteligente, el vehículo se desplaza autónomamente hasta la plaza designada y aparca allí. Los sistemas de aparcacoches inteligente proporcionan espacios de carga de EV inalámbrica que utiliza energía solar u otras fuentes de energías renovables. Los EV´s que necesitan cargar su batería se conducen autónomamente hasta un espacio de carga disponible por turnos. A la hora de salida indicada, el vehículo regresa automáticamente a la zona de aparcacoches inteligente para recoger al conductor y a los ocupantes. 


Y como en un futuro todos vamos a estar conectados, utilizando información procedente de las comunicaciones vehículo a vehículo y vehículo a carretera, así como las cámaras y el radar montados en el vehículo, el sistema de conducción autónoma analiza la situación alrededor del perímetro del automóvil y modifica de forma autónoma la velocidad del vehículo o cambia de carril según proceda. El sistema también adquiere información de la nube sobre las condiciones del tráfico en el destino y ayuda al conductor a evitar accidentes. Entre las tecnologías más importantes empleadas pueden citarse: 
  • Control de crucero adaptativo cooperativo: Cuando se conduce por una carretera destinada exclusivamente a vehículos, este sistema utiliza las comunicaciones vehículo a vehículo para compartir información sobre si otros vehículos aceleran o frenan, con lo que seguir al vehículo precedente resulta un procedimiento más fluido. 
  • Asistencia para mantenerse en el carril: Utiliza las cámaras para determinar la posición de las líneas que señalizan los carriles y mantiene el vehículo entre las mismas. 
  • Cambio de carril autónomo: Este sistema realiza una conducción más segura, cambiando de carril de forma autónoma cuando detecta cambios en la situación de la carretera más adelante, como retenciones, restricciones en el carril por obras en la carretera, o por la caída de un objeto de un vehículo que se encuentra delante. 

Dichos sistemas colaboran para controlar de forma autónoma todas las acciones (conducir, girar, frenar) en las carreteras destinadas exclusivamente a vehículos. Ya sea regulando cuidadosamente la distancia respecto a los vehículos de alrededor, ya sea en condiciones de congestión de tráfico o viajando a gran velocidad en una autopista, hace que la conducción sea más segura, reduciendo al mismo tiempo el coste de electricidad, ya que evita aceleraciones y frenadas innecesarias. 

Como podéis leer, el nuevo concepto de Mitsubishi es todo un portento de tecnología aplicada al mundo del automóvil. Seguro, práctico, bello... Tiene muchas papeletas para ser un auténtico superventas, aunque todavía nos quedan unos años para poder disfrutarlo circulando por nuestras carreteras. Parece un gran coche. ¿Qué opináis amigos?.


Entradas populares de este blog

¿Cual es el mejor neumático?

Prueba Mitsubishi ASX 160 DI-D Motion 4WD

Prueba: Seat Ateca 1.0 TSI Style